|  Noticias  |   |   | 
Atención al cliente: 900000000

Jugar al aire libre

Aproximadamente la mitad de los chicos en edad preescolar no pasan tiempo jugando al aire libre con alguno de sus padres durante el día, pese a que ese tipo de juego tiene muchos beneficios para los más pequeños, entre ellos combatir la obesidad infantil, revela un sondeo realizado en Estados Unidos.

En entrevistas con los padres de casi 9.000 niños, menos de la mitad de las mamás y solo un cuarto de los papás informó llevar a su hijo a caminar o jugar con él en el patio o en el parque al menos una vez al día.

Y, aunque las mamás reconocen los múltiples beneficios que tiene para el niño el hecho de jugar al aire libre, también consideran que la suciedad, el miedo y la inseguridad que se pueden presentar en estos espacios hacen que este tipo de actividad sea limitada, indica un estudio elaborado por la firma Reinova, con el patrocinio de Unilever.

Pero, ¿cuáles son sus beneficios y por qué retomar esta rutina? El juego al aire libre es una de las grandes posibilidades para explorar y moverse, acciones básicas que permiten que el niño aprenda del mundo que lo rodea. Es una invitación a conocer, a moverse, a socializar y a crecer.

También permite estar en contacto con la naturaleza, aprender cómo cuidarla fortalece la interacción con otros niños, al igual que permite descubrir las habilidades que él (ella) tiene con el mundo que lo rodea, explica Luz Mila Cardona, de la dirección de primera infancia del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, ICBF.

Para Beatriz Caba, directora de la Asociación Internacional por el Derecho del Niño a Jugar, cuando un pequeño tiene espacios de diversión se fortalecen su autoestima, sus pasiones, e incluso se estimula la lógica matemática. Por eso, los adultos no deben jugar con ellos durante tiempos establecidos ni con consignas estructuradas; deben observar, escuchar y seguirlos. En conclusión, dejarse llevar.

John Richer, consultor de psicología clínica de la Universidad de Oxford, explica, además, que el juego al aire libre fortalece el sistema de comportamiento, pues los niños se hacen más creativos, adaptativos, seguros, estimulan su interés y sensibilidad.

Édgar Rueda, supervisor de programas de desarrollo motor de Compensar, asegura que a través de actividades en que los niños se muevan se fortalecen sus habilidades comunicativas y socioafectivas.

Jugar al aire libre es tan importante como dormir. Es una de las principales actividades para que el niño se desarrolle física y socialmente. Sin embargo, es una de las dinámicas que más se han perdido en la actualidad.

Publicada el: 06/08/2014

Contacto

Síguenos

Dirección:

C/ Jenaro de la Fuente, 18 - 36205 Vigo (Pontevedra)

Llámanos ahora:

986 192 290

Email:

info@apitacega.es

En Apitacega encontrarás: Aire Libre  |  Decoración  |  Descubrimientos  |  Figuras Schleich  |  Habitación  |  Habitación  |  Juegos  |  Juegos  |  Juegos  |  Juegos  |  Juegos  |  Juegos  |  Juguetes  |  Libros  |  Libros  |  Libros  |  Libros  |  Libros  |  Libros  |  Libros  |  Libros  |  Libros  |  Manualidades  |  Material Educativo  |  Material Educativo  |  Material Educativo  |  Mundo Sylvanian  |  Música  |  Ofertas y Descuentos  |  Pequeños Regalos  |  Primeros Juegos  |  Regalo  |  Regalos  |  Sobre Ruedas  |  Sobre Ruedas  |  TEXTIL  |  Vuelta al Cole  |  Vuelta al Cole
Logo cofinancioado